viernes, 16 de octubre de 2009

Lou Bizarro

Un fallo que nadie protestó/
¡un hombre ganó otro hombre perdió!/


Si Tyson en Japón no muerde, Tyson
ha sido asesorado. Duros dientes,
recuerdo una historieta, blanco y negro,
y el negro que cogía 
antes de la pelea. Pierde. Hay otra:
la chica con sombrero Sur Profundo,
la que pasa con un
cartel marcando cuál
es el round que se viene,
contempla al perdedor, y hubo futuro.

La cuenta corre ya. Tomo mi mate,
canción que me divierte y me sonríe,
poema "repentista", ¿te debés
a estilos, a que griten
"que no decaiga"? ¿O "que
tus versos sean más
duraderos que el bronce"? Suena el saxo,
revolotea bajo
el bajo cheto. Así que esto es ser blogger:
tener que alimentar con cualquier cosa
una fogata al pie,
y que se apaga,
de ídolos mudos que andan,
habrá que suponerlo, hago lo mismo,
con un ojo en el blog, y con el otro

en tiempo de descuento.

3 comentarios:

  1. Yo quiero el libro de Pabro Seguí! :)

    ResponderEliminar
  2. ¡Gracias, che! Tengo dos libros con cosas viejas: "Los nombres de la amada" (Alción, 1999) y "Claves y armaduras" (Fojas/Cero, 2006). No sé si los conseguirás por tus pagos, que no sé cuáles son, por otra parte. Cualquier cosa, escribime al correo mío (que está en mi Perfil), y vemos qué se puede hacer. Gracias de nuevo. :-)

    ResponderEliminar